life vest under your seat

"...te dije que nunca resistí las despedidas, al aeropuerto no."

Sunday, August 31, 2008

El amor de Reinhold Messner

Su cuerpo era un ochomil. Con aristas identificables como el hueso de la cadera, la clavícula y otras más evidentes, claro.

Sin exceso de equipaje

Air Canadá sólo permite 23 kg de equipaje en sus vuelos internacionales. Me da de sobra, porque yo no soy de esos que cargan de aquí para allá con dudas innecesarias.

Friday, August 29, 2008

La agenda que me regalaste

Un peligroso aire invisible asola la ciudad. A mí no me afecta porque siempre salgo de casa con la mascarilla para la alergia puesta. Pero igualmente me alcanzan las consecuencias. Este aire (o lo que sea) provoca en la gente un estado mezcla de optimismo y valentía: se escuchan todas aquellas proposiciones de café que nunca se dijeron a desconocidos. Si tienes (buena/mala) suerte alguna te acierta de lleno en el talón de Aquiles. Ante esto, a mí, que no me gusta el café, me da por envidar más: café no, una copa. Y nada, que no encuentro la agenda que me regalaste.. No sé cómo me meto en estos líos...

Aquellas noches en las que hablábamos de cuando llegara la Nada

-Podría dejar de quererte; lo que no soportaría es dejar de saber de ti.
-Yo en cambio te olvidaría cada día.

"...and all the letters that I have never sent"



video

Thursday, August 28, 2008

(después de tanto tiempo) Volver a KingstonCanadá

Frecuentemente teníamos misiones en destinos remotos que tú ni siquiera sabías situar en el mapa. Todo era alto secreto, claro, y los días anteriores me decías cuando vuelvas... pero nunca preguntabas de dónde. De todas maneras no tardabas en enterarte: quién si no yo iba a mandarte una postal en blanco con el matasellos de KingstonCanadá. Tú decías que te encantaba "este amor de espías".
La vida es irónica. Después de tanto tiempo me proponen volver allí. Operación Nothern Exposure. Nadie conoce el terreno mejor que tú; un trabajo limpio, dicen. Me marcho en 13 días. No les hizo falta convencerme mucho, quizás porque me encantan los lugares de entonces: todas aquellas ciudades de postal muda, de cuando creíamos que todo (¿por qué no?) era posible.
Ahora, después de tanto tiempo, me decidiría a rellenarte no postales, sino cartas infinitas, pero sé que nunca las abrirías. Además, olvidé tu dirección..

Serie "Frases encontradas"

A Carlos Boyero hay que leerle siempre:
"(...) De cualquier forma, lo que más me impresiona de los personajes de Peckinpah es que en todas sus películas siempre hay alguien que dice ¿Por qué no?"

Te contaban películas sobre tener que superarlo y tal, pero tu rollo era otro: tú preferías volver a revisar las fotos

...y ahí estabas, en un looping infinito en el que el objetivo ya no era que cicatrizase la herida, sino dejar crecer la postilla lo suficiente para volver a rascártela.

Elisa-vs-los trovadores de París

Elisa siempre justifica el rechazo diciéndose a sí misma: no saben lo que se pierden. Y tiene razón: no lo saben, pero lo asumen.

Wednesday, August 27, 2008

4 años, 8 meses, 15 días, 16 horas, 23 minutos y 42 segundos (aproximadamente)

Cuando nos encontrábamos casualmente por la calle tú solías decir alguna frase hecha como Cuánto tiempo, a lo que yo respondía distraídamente Sí, un montón. Como si no llevara la cuenta...

Serie "Conversaciones con tu recuerdo"

Te encantaba esa canción "...en-el último lugar del-muundo, cerca de-la cordilleera..." Y así nos sentíamos en ese momento, por mucho que a nuestro alrededor tuviéramos a toda la marabunta de la Playa de Poniente de Benidorm.

Quizás en élfico

Uno sabía que había suficientes letras en nuestro abecedario (28 incluida la Ch) y que las posibilidades de combinarlas eran prácticamente infinitas. Pero también sabía (con una intensidad si cabe mayor, pues no tenía origen racional) que no existía la palabra que buscaba. Quizás en otro idioma. Da igual, la encontraría. Y ella sabrá que es esa porque al oirla no necesitará preguntar ¿qué?

El derby entre la Escuela de Palo Alto y la de Bielefeld

Fue un partidazo: los unos atacaban con que es imposible no comunicar, ya que la no-comunicación también es comunicación; los otros se agarraban al problema de la clausura operativa de los sistemas autopoiéticos para sostener que, pese a todo, la comunicación exitosa es improbable. A nosotros la verdad es que no nos importaba mucho nada: habíamos venido a emborracharnos, el resultado nos daba igual.

Serie "La palabra de la semana"

La palabra de esta semana es focus.

Tuesday, August 26, 2008

"...que a las misas de Réquiem nunca..."

En el Departamento están super nerviosos, especialmente el comisario Ramírez. Va andando nervioso de un lado a otro, fumando y preguntando: ¿algo? al primero que nos encuentra. Yo le veo un aire al Saza de "Amanece que no es poco", y no me extrañaría que esta madrugada al grito de ¡ya no aguanto este sindiós! se líe a tiros con el Sol.
Nos han reunido a todos lo peritos. El caso de la rubia platino les tiene locos y necesitan respuestas ya. A nosotros nos la suda, somos gente metódica, vísteme despacio que tengo prisa. ¿Qué se habrá creído el Ramírez este? ¿que las respuestas vienen en lata? Así que nosotros a lo nuestro: a aislar gestos, procesar participios, tabular arrugas sobre la cama... Yo me encargo de simular la trayectoria de los tequieros aparecidos sobre la escena del crimen. No sé, siempre me encantó la Ciencia-Ficción..

Discípulos de Camus, Caballero de Oro de Acuario

Él era sin duda el mejor de todos nosotros, pues era capaz de alcanzar el Cero Absoluto con una facilidad que asustaba. A diferencia nuestra, él no necesitaba de horas de concentración para desprenderse de todo (caras, situaciones, pensamientos, emociones...), simplemente había encontrado un atajo: la indiferencia. Sí, le importaba todo un carajo. Por eso no tenía puntos débiles.

Luhmanniano IX

"(...) Una orientación contextual no opera privilegiadamente por vía discursiva ni argumentativa. Cada instancia tiene buenos argumentos para hacer lo que hace y si no los tiene, las consecuencias de su operación no son menos fácticas.”

Latente

...y le llamabas vencer a salir sin ningún rasguño visible.

Serie "Mis días en la Escuela de Armas de Combate de Miramar"

...pero sobre todo nunca nos quejábamos, porque habíamos aprendido que quejarse sólo te distrae de la búsqueda de soluciones.

Monday, August 25, 2008

Marcos que no te contienen

Utilizábamos marcos conceptuales que tenían nombres como Teoría de Juegos o Práctica basada en la evidencia y eso a ti te divertía mucho cuando te lo contaba, y cuando me preguntabas eso pa qué sirve yo te respondía que para entenderte mejor, y ahí es cuando nos partíamos los dos de risa al escuchar la tontería, pues los dos sabíamos que toda teoría contigo es inútil.

"Querida Milagros:" (y el soldado Adrián)

Volver a las trincheras. A escribirte desde un agujero de barro en la selva, temiendo igual a las balas del enemigo que a los puntos (apartes, seguidos, suspensivos, finales...). Los campos de batalla están llenos de cartas sin enviar en los bolsillos de los soldados.

Sunday, August 24, 2008

Serie "Mis días en la Escuela de Armas de Combate de Miramar"

La cuestión no era que fuésemos tipos creativos, capaces tanto de realizar maniobras g-negativas sobre un Mig ruso como de invitar a café a desconocidas en el Metro. Estas cosas, como tantas otras en la vida, puntuaban pero no siempre de ellas obteníamos una recompensa acorde con lo expuesto. Los recursos por los que verdaderamente nos valoraban en la Academia tenían que ver justo con lo contrario: éramos capaces de aplicar el protocolo de actuación (cualquiera de los mil y pico del manual) con la exactitud de los mejores. Será por eso por lo que cuando nos cruzamos por la calle me resulta tan fácil fingir que no me importas.

El año que casi ganamos el Mundial

Se expandía por la ciudad un optimismo indefinido. Todo parecía posible, incluso que ella se girara al pasar..

Thursday, August 21, 2008

Aceptar a todo

Leer las "recomendaciones" del Reviewer 1 es como volver a leer aquellas cartas tuyas de ultimatum: o esto o nada. Contigo al final escogí nada, y sé que salí ganando. Al Reviewer 1 podría intentar explicarle... pero pa qué. Contigo sólo me sirvió para suponerte sorda o yo disléxico. Mejor le digo que sí a todo. Me estoy volviendo un blandengue, ya sé.

Serie "Mis días en la Escuela de Armas de Combate Naval de Miramar"

No existían las vacaciones. En ocasiones nos enviaban a casa con la única instrucción de que esperáramos instrucciones. Éstas llegaban, claro, justo cuando menos apetecía. Ahí estabas tú, tomándote una coca-cola en el porche, esperando (con más curiosidad que miedo) ver pasar en el horizonte al próximo tornado y pensando en la última advertencia que te hicieron subrayar en rojo ("...y recordad, intersubjetividad nunca significó estar en la cabeza del otro"). Era entonces cuando el móvil avisaba mensaje: "Chicos, rock and roll". Apurabas la lata, recogías una bolsa de tela con lo imprescindible y volvías al portaaviones. Por el camino seguías pensando en Luhmann y la intersubjetividad de los cojones.

Tuesday, August 19, 2008

Fue extraño comprobar que el mundo seguía girando igual

...y quizás los días que verdaderamente cuentan son aquellos en los que sólo el periódico del día siguiente te descubre después qué pasó ahí afuera, qué os perdisteis..

Friday, August 15, 2008

Ni siquiera del póster de Marylin

Era Junio y el verano había entrado con fuerza en la ciudad. Hacía una noche calurosa, no como en esas frases de novelas que empiezan "Hacía una noche calurosa en Berlín", sino caló-caló, una caló de cojones. Las aspas del ventilador fingían moverse, dibujando sin aire. No, de ellas tampoco podíamos esperar la respuesta.

Thursday, August 14, 2008

Todo lo que se necesita saber de la vida está en el manual de Hair et al.

Una matriz ortogonal de componentes rotados ofrece una solución (de las múltiples posibles) al proceso de correlacionar un conjunto amplio de variables para identificar las relaciones subyacentes que se producen dentro de éstas. Su objetivo es reducir este conjunto amplio de variables en un conjunto más reducido de factores (variables latentes), facilitando con ello la interpretabilidad de la solución.
La tentación reside entonces en incluir en el análisis inicial un montón de variables, esperando que el SPSS te devuelva una solución mágica. Entonces, mordida la manzana, no te cortas y metes a la vez en el análisis la salú, el dinero, el amó (o algo), el jamón, el sueño y la calor que hace, el tiempo que hace que no nos vemos y el dueto de Bisbal con Rihanna. Y yo marcando el 369 22 30... Por supuesto, de ahí no sale nada con sentido. Si acaso, la imagen de una mesa de billar en la que todas las bolas chocan imprevisibles unas con otras. Y no se paran.
Incluso cuando eres selectivo en la inclusión de las variables iniciales (incluyendo sólo aquellas con una aceptable correlación parcial, por ejemplo), conseguir una matriz ortogonal de componentes rotados no es sencillo, influyen demasiadas cosas. Por eso es emocionante obtener una solución que, no siendo fácilmente interpretable, parece indicar que todo nos va a ir bien.

Tuesday, August 12, 2008

Moving on

Siempre terminabas aquellas cartas con "Espero que estés bien". A mí me parecía raro, porque esa es una frase más bien de principio y no de final. Pensando pensando concluí que lo que posiblemente querías expresar es "Siento haberte jodido la vida". Como si uno no hubiera sido consciente en su momento de lo que apostaba... Yo te respondía "vamos tirando..." En realidad me iba de puta madre, pero admitirlo sería admitir que no me eras tan importante. Y tampoco es eso, más bien es que soy un tipo con suerte.

Monday, August 11, 2008

Serie "Gente que conocí"

Era una mezcla de Woody Allen y Roberto Benigni. Físicamente. Por supuesto, al principio todos esperábamos de cada frase suya una genialidad. Después ya no, nos quedó claro que era un tipo normal. Más bien feo, la verdad.

Serie "Mis series preferidas": El ala oeste

"-Necesito una política económica más sexy para ese encuentro.
-¿Más sexy?
-La prensa quiere hablar de la filtración; nosotros de economía. Vamos a enseñar un poco la pierna.
-¿Qué quieres decir?
-Desgravaciones fiscales, preferiblemente enfocadas a la inflación.
-¿Cuándo fue la última vez que tuviste una cita?
-No quiero hablar del tema."

Serie "Mis días en la Escuela de Armas de Combate de Miramar"

No era el miedo a la batalla lo que nos preocupaba, pues estábamos entrenados para solventar cualquier situación de combate; tampoco era una cuestión de ansiedad (éramos tipos de hielo). Llegado un momento, sin embargo, no sabíamos qué hacer con el tiempo que sobraba entre simulacro y simulacro, y es así como quien más y quien menos empezó a cometer fallos de adolescente como escribir cartas de amor.

Sunday, August 10, 2008

Guess what

Tenemos pistas de sobra en el caso de la rubia platino: ruedas de reconocimiento, pruebas periciales (contratamos al mejor rastreador de lunares del país), grabaciones hechas con micrófonos ocultos... Tantos datos... y la certeza no menos intensa de que ella es mucho más que la suma de esas pruebas.

La resistencia es inútil

Podría demostrarte cualquier argumento con un par de gestos: quitándose las gafas de sol y pasándose el pelo por detrás. Sólo con eso, antes de decir nada, ya comprendes que no tienes ninguna posibilidad. Porque Daniela no necesita argumentar para derrotarte.

Serie "Conversaciones con tu recuerdo"

-Me odias.
-No te odio. Ya sabes que sólo odio, odio, a los mosquitos.

Estilográficas

¿Pueden las palabras echar de menos?